Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Viajes’ Category

26 de Junio. Hora de abandonar Québec ciudad (aun permaneceremos en el estado de forma intermitente) y nos vamos hacia Gatineau. Población limítrofe con Ottawa y elegida por comodidad. Veamos.

20170628_203311El principal motivo era económico. El alojamiento al otro lado del río era más idem, aparte de que encontramos un apartamento que nos suele venir muy bien a mediados de viaje, y habitualmente buscamos, para comer algo más casero, lavar, si hace falta, ropa, y además tenía parking propio sin coste adicional. Cosa interesante cuando el plan prevee moverse en coche más de la cuenta. Por otro lado habíamos calculado que se podría ir andando al downtown de la vecina Ottawa, como así fue. Bien. No adelantemos acontecimientos.

Por otra parte ya nos iba apeteciendo un poco de “carreterita estrecha” así que habíamos prescindido del camino corto, por autovía, para rutear por el norte un poco, de ese modo descargamos un mapa de carreteras y dejamos descansar a la Mari, gentil gps que tanta ayuda nos presta.

El objetivo era llegar a Trois-Riviéres (tres ríos) por el camino mas corto, junto al omnipresente río San Lorenzo y ya desde allí, empezar a subir, entre innumerables, curioso, pueblos con nombres de santos y santas (pero todos oiga, contados más de 20 Saint…). En cada pueblo decidíamos el siguiente paso, por si ponía aquí o allá lago de… cascada de… con el objetivo cerrado de alcanzar Mont-Tremblant, que viene a ser como el Pradollano de Sierra nevada, aunque no fuera este el punto más norteño de la ruta, que fue Saint-Donat de Montcalm donde ya los telesillas pasaban por encima de la carretera. Aunque obviamente a estas latitudes, en esta época todo lo blanco era verde que te quiero verde, y hermoso…con una pega.

DSCF8664Aquí todo es privado oiga. Por una parte, y eso ya lo sabíamos de la ruta pasada por la costa oeste, las poblaciones son casas de campo desperdigadas cual tirada de dados. En las riberas cada casita junto al río o lago, con su playita privada, su embarcadero y su barquito (eso que dice la niña repelente de las pelis “me acuerdo cuando iba a la casita del lago…”) y aunque vimos numerosos lugares guapos, no había forma de aparcar por ahí. Que seguro que al tío Owen le daba igual que un par de guiris aparcaran un momento en su trozo de tierra colonizada para admirar la obra der zeñó, pero..y si en vez de Owen es Cletus el grillao?..pos eso, palante.

En algún que otro lugar sí que paramos un ratín a estirar las piernas y respirar el aire

DSCF8660DSCF8657

En sitios como éste nos daban ganas de acampar, pero el camino era largo y lento (eso no lo he dicho aun pero las velocidades máximas rondaban entre los 50km/h, aquí usan el sistema métrico, los 70, los 90 y el tope los 100km/h de las autopistas) amen de que imaginaréis que el caminito era de todo menos recto, cosa que por otra parte se agradecía.

Es de suponer que habría animales variados pero nosotros no vimos más que gansos y sobre todo marmotas y ardillas.

El estómago protestaba e intentamos buscar algún lugar de papeo pero lo que veíamos no nos molaba y el que sí ya cerraba por la hora así que finalmente estiramos hasta Mont Tremblant y buscamos un super donde el siempre agradecido pan, chacina, queso, pringles marca la gaviota (en nosotros es tradición) y zumito nos dio el avío una vez encontrado un lugar donde aposentarnos

DSCF8662

Sí, vale, en la foto se ven los muffins.. Un dulcesito al final alegra el camino del caminante.

Se nos encimaba la hora a la que habíamos informado que llegaríamos al apartamento, así que de MontTremblant no paramos más hasra destino, con suerte de que, aunque seguía siendo montañoso, al ser éste el gran destino esquiador de la ciudadanía, ya la carretera era más amplia ergo rápida.

A las 6 le dijimos que llegaríamos. A las 6 y 2 minutos estábamos allí. Aunque nadie había para recibirnos.

Cierto que las condiciones indicaban que llamáramos una hora antes para quedar para las llaves, pero ni mijita iba yo a darle al roaming, que parece que no conocéis mi filia cofrade a la hermandad del puño cerraíto, así que le mandé un whatsapp la noche antes con la hora. Leído. No contestado.. la sombra de la angustia asomó por estribor.

Afortunadamente en las escaleras del lugar había un hombre sentado al que pregunté si en aquel edificio estaba el “sweet apartment 8” diciéndome el tipo que sí, que él era el anterior huésped aunque ahora estaba en otro y había dejado las llaves en el buzón.. Bueno, me pueden acusar de allanamiento pero al menos no dormiríamos al raso. Sea como sea intentaría antes contactar así que móvil en mano me dispongo a rascarme el bolsillo y veo que, aunque en quebec tenía, ahora no tengo ni se me registra el móvil a ninguna red. Mal vamos. Luk, inténtalo con tu móvil… tampoco… jooder. A buscar una cabina… existirán? Y vemos cerca una tienda de productos varios. No sé cómo se dirá en francés “desavío”. Pregunto al oriental que la regentaba por una cabin phone y me mira raro. Le explico lo que quiero y saca el teléfono de la tienda y me lo presta. Le agradezco enormemente y le tranquilizo diciéndole que es llamada local, que mi móvil no bla bla, me vuelve a preguntar.. No long distance, local call. Yes yes oui Local local que parecía yo Malena gracia. No obstante le enseño el número, me marca él, espera tono y me lo pasa. Un caballero valla.

Perfect. I’m who I am, bla bla, here at the apartment..so, OUTSIDE the apartment aclaro que todavía andaba con la paranoia del allanamiento y me dice okei uan minut.

Le agradezco por mil a mi a estas alturas amigo… le llamaré cudeiro ya que no he tenido la ocasión de pregunrarle el nombre pero me referiré a él varias veces en este diario y salí cual padre diligente y henchido a informar a mi amada del éxito en la misión.

En one minute aparece un deportivo descapotable con Cristina Tárrega con 15 años menos (yo creía que la foto de whatsapp era de alguien conocido, de revista, pero no) y se presenta en un plis Anna Paula y pilla las llaves de la cajita (de verdad, ya hablaré de esto en la entrada final pero lo de los canadienses es de envidia nivel 130) y nos enseña un apartamento que por fuera no se podía imaginar. Como en casa oiga, no le faltaba un detalle, y además de calidad. Anna Paula aka hombres mujeres y viceversa style, nos dice que cuando nos vallamos dejemos la llave en la mesa y sin problemas (aunque la puerta se queda abierta). Canadá.

DSCF8667Llama incluso a la limpiadora porque dice que faltan 2 albornoces… pero qué disse ussted! Tu nos has visto pinta de albornoces? Tira tira. Me despido con un muito obrigado y me mira sorprendida, por saber que su lengua madre es portuguesa, le digo que ya lo sabía y me dice sonriendo picarona U’ve seen my profile, don’tU? (Has visto mi perfil, no?) Me aguanto la risa y le digo que no, que en booking.com pone que el establecim. habla inglés y portugués, con lo que lo imaginé.

Se despide solemne y amable y nos quedamos comentando la jugada un tanto perplejos mientras un motor de 8 cilindros lo menos ruge hacia el horizonte de las divas.

Tras extender los avíos necesarios nos disponemos a la provisión de viandas necesarias para el desayuno de los 3 días que aquí pasaremos con lo que, en justa reciprocidad, hacemos visita a al amigo Cudeiro para pan de molde, mantequilla, y unas cervecicas para el momento oportuno. El que me equivocara con la cuenta y le preguntara si no me había dado mal el cambio espero que no me lo tuviera a mal, el pobre, después de ejercer de buen samaritano, qué verguenza!.

Y poco más que decir de este día, estábamos bastante cansados tras 9 horas de coche y sólo dimos un breve paseo por el río adyacente y a planificar la ruta del día que venía. Cogimos la cama como una madre recibe a un hijo que vuelve de erasmus, comprobando si tiene los 2 riñones en su sitio y cerramos los ojos como ahora mismo, 2 días después, en cuanto le de a publicar, haré.

DSCF8668

Au revoirzzzZZZZZZZZ

Read Full Post »

Como viene siendo habitual a estas alturas en nuestros viajes, llega la hora de agrupar días. Básicamente porque cual tronista de hombres, mujeres y viceversa, tengo retraso. Y como ya estamos en Gatineau, en la misma frontera con Ottawa, Ontario y los recuerdos, aunque permanecen, pierden matices, doy un pequeño acelerón al asunto.

Dicho esto, estábamos en Québec y comienzo diciendo que esta ciudad es una barbaridad de guapa. En Montreal, sospecho que con cierta rivalidad regional, nos dijeron que con un día aquí bastaba. Nada más lejos. Al menos en lo que a Luk y servidor nos gusta. La ciudad rebosa encanto y desde un punto de vista turístico chancletero, cosas que hacer/ver. Por otra parte la suerte de nuevo se ceba con nosotros.
DSCF8445DSCF8453DSCF843920170623_173036DSCF8433El coche lo habíamos dejado en el hotel, y aquí hago un nuevo paréntesis para hablar de algo significativo en lo que llevamos de ruta. El aparcar para quien no está acostumbrado, como nos pasó a nosotros, es un tanto caótico. Hay calles donde el aparcamiento está regulado del típico modo americano, pero modernizado. Cada espacio tiene un pivote con un número y hay máquinas para sacar el tiquet diciéndole en qué num. está tu coche y el tiempo que estarás, según la zona hay un máximo determinado. A un precio prohibitivo. En dichas zonas asimismo hay un horario en el que se puede hacer ésto, fuera de ese horario se puede aparcar sin problemas (nocturno). Después hay otras calles en las que está prohibido aparcar por la  noche (sólo de puede aparcar de 9 a 21) con el mismo sistema, en esas calles el máximo es hora y media. Creo que eso es en las calles donde pasa la recogida de basura (cada casa tiene sus propios bidones) y por último hay calles donde no se puede aparcar durante el día, pero por la noche sí, aunque en ninguna parte pone desde y cuándo se entiende qué es la noche. Esto vale para el visitante y el que va por trabajo, comercio… porque la gran mayoría de coches están en zonas habilitadas en el terreno de cada vivienda, bloque, local…

Bien, cuando llegamos dejamos el coche en el “terrenito” del hotel, pagando claro está un dinerillo. Ahí “habíamos” unos 5 coches un tanto apretujados, así que cuando la mañana en cuestión decidimos hacer nuestra primera escapada con la voiture (el coche) le dimos un poco de cancha al vecino pero al final lo tuvieron que despertar para dejarnos salir. ¿a dónde? Se preguntará el curioso. A la chute-montmorency o lo que es lo mismo, la cascada de Montmorency, que se hallaba a unos 15 min. de Quebec y tiene la peculiaridad y reclamo turístico de ser 30 metros más alta que las del niágara; menos especraculares, eso sí, aunque la confirmación vendrá dentro de varias entradas, cuando nuestros ojos lo valoren in situ.

Se tardó más de la cuenta en llegar porque recordarám, era 24 de Junio. Fiesta “nacional” Quebequiense y dia más que propio para que la peña se vaya de excursión. Así que la cola para el parking del lugar estaba más congestionada que la ronda norte cuando inauguraron el Holea. Como sea llegamos y tras abonar 12,15 $cad dejamos el coche y mapa en mano valoramos la ruta, pasando por el puente sobre la misma y tras un breve pero agradable paseo campestre llegar a las famosas escaleras para verla desde abajo.

20170624_120016DSCF8483DSCF8497DSCF8510DSCF8531No llegamos, abajo, quiero decir. Primero porque todo lo que baja ha de subir, excepto en el caso de ser accionista del banco Popular, y solo bajando ya se cansaba la mente pensando en la vuelta. Lo segundo porque abajo del todo recibías con ímpetu visigodo el flis flis de una cascada que por las fotos imaginarás que te dejaría empapado de arriba a abajo, cámara de fotos, pasaportes y esta tablet con la que escribo, navego, circulo con gps, reviso mapas, vouchers y vemos los soprano cuando el audio latino de las pelis del avion se hace insoportable. Como sea disfrutamos de la fuerza de la naturaleza desparramada y volvimos patrás.

DSCF8517DSCF8520 Pasamos de una expo de coches antiguos y mercadillo de los que salen en la telebasura importada tan de moda últimamente, y volvimos con la idea de ir a otra cascada, en este caso al oeste de quebec y al otro lado del río, así que cruzamos y como era la hora de comer y ya estábamos un poco hastiados de basurilla nos entretuvimos buscando un restaurante para algo más casero y triunfamos como Rosa de España.

DSCF8538Tanto que nos entró siestitis y pasamos de la, ya al lado, chute, volviendo al hotel.

Mientras, lo dije al comienzo, que todo tiene un porqué, dábamos vidilla al vecino, paseando por la ciudad vimos que al ser festivo la zona mencionada donde se podía aparcar sólo de noche y de día nanay, abría la veda, y como era sábado ergo mañana domingo, también chachi. Osea que justo en frente del hotel dejamos el coche informándonos Sharon, nuestra amable anfitriona, que suerte has tenido nano, si no lo necesitas ni lo toques hasta el lunes temprano. Y te ahorras 2 noches de “parking”. Un detalle más.

Por la tarde bajamos de nuevo la calle principal… miento, fuimos por el parque (esto os da igual y en nada enriquece la historia, pero por ser fiel)

DSCF8542 bordeando el río, siempre por la parte alta, hasta llegar, esta vez por el otro lado, al paseo de madera archiconocido que ha salido y saldrá en las fotos que pongo, highlight de quebec con su chateau frontenac (otrora castillo hoy hotel) como guardián. Desde el final (o principio) del paseo, digamos en la plaza chachipiruli salen los 2 caminos a la ciudad baja. A saber: funicular (3$ por barba) escaleras (años de vida según subas o bajes). Usamos estas últimas ya que el camino, como el Ibex en 2016 y el futuro político de este país, era cuesta abajo. Abajo nos esperaba el “je ne se quoi” de quebec, callehuelas históricas, preciosas, los murales (tipo trampantojos) conocidos y el puerto. Caía la noche y más bonito se presentaba.

DSCF8573DSCF8568DSCF8564DSCF8569DSCF8589DSCF8572DSCF858720170624_20185320170624_201756Un agradable paseo y básicamente se acabó la jornada. La vuelta of course fue en funicular que barato era pal disgusto que ahorraba y tomando, ahora sí, la calle principal de vuelta otro concierto, seguimos de fiesta! Nueva revisión de bolsos y aquí estuvimos poco rato. No nos gustaba demasiado la música así que chim pun, pa casa. A dormir que mañana nos levantamos pronto para hacer las rutinas necesarias de ducha, desayuno y varios con tiempo de llegar, como muy tarde, a las 9:30 a la Citadelle (Ciudadela, recinto militar y casa del gobernador, de la reina de inglaterra (que no olvidemos es la jefa de estado de Canadá, aunque sea un país…país) cuando le de por visitarlo, y hogar del 22°Regimiento Real.

Bien, todo lo dicho apunta al típico lugar que nos resbala cual calipo por la mano en agosto, pero que tenía varios atractivos. Recordemos que en este momento la acción se ubica en 25 de junio. Ayer comenzó una “etapa” que dura hasta septiembre en la que cada mañana a las 10 en punto se hace el cambio de guardia con cabra y todo. Y somos guiris. Pos eso. Al mismo tiempo tiene un interesante museo, una visita (de eso no sabíamos nada) teatralizada que nos encantó, pero tela, y por último desde lo alto de la ciudadela se ven las mejores vistas de la ciudad, la postal de internet, vaya.

DSCF8635DSCF8636Para colmo cuando vamos a sacar la billetera para pagar los 16$ por cabeza nos dice que como están en fiestas (¿no es pa quererlos?) Son 10pavos los 2. Tralarí que te ví.

Del meollo decir que lo del cambio de guardia nos pareció un poco forzado. Duró una eternidad y por más que intentábamos buscarle sentido a los movimientos pa mí que al coreógrafo le encargaron entretener al turista parriba pabajo, la cabra allí, este tipo allá, la banda toca esto, esta gente se mueve pa un lao, pal otro…todo muy caótico pero ordenado, estético pero sin sentido. En fin, ¿habéis visto la serie “perdidos”? Si? Pues os hacéis una idea. Lo mismito.

DSCF8616DSCF8597DSCF8614Terminada la ceremonia nos decimos ¿pa donde vamos primero?… nos movemos y una joven que adivina nuestros pensamientos pues ese ha de ser su oficio nos informa que quillos a donde váis. Esto es una instalación militar en activo y la visita es en grupo y con guía. Pofale. Francés o Inglés? Opción 2. Os aconsejo esperar, hay un grupo grande que va a salir, mientras, podéis pedir en la entrada un folleto informativo en español pa que os entone. Ok. Pallá vamos, pedimos, busca, no encuentra, I’m sorry. In english? Oui. Po dame el dni no te lo vayas a quedar. Ein?. Toma Carte de identificatión y a cambio me da 4 folios guarros y doblados. Los guardo en el bolso y a esperar el próximo turno charlando con unas parejas que venían en un crucero holandés que vimos anclado la noche antes en el puerto y abrumaba de mastodonte que era. Llega el turno, nuestro guía era un cachondo y por suerte quebequiense de los buenos. Quicir, francófono. Luego su inglés fue perfectamente entendible y los folios guarros se quedaron en el bolso. Como detalle patriótico me encantó que la visita comenzó preguntando de donde éramos. Yo dije Sevilla, porque es más “entendible” en el extranjero y porque no miento, eso lo sabíamos 3 personas, Luk, yo y la que se había quedado con mi DNI a cambio de 4 folios, repetimos, guarros. Al decir Seville un murmullo de admiración sonó en el grupo internacional lo que, cual miembro de la realeza, me llenó de orgullo y satisfacción.

Empieza la visita y no me entretendré narrándola. Muy amena y como dije por momentos hasta emotiva, por la magnífica interpretación de un actor haciendo un personaje de la I guerra mundial que nos dejó a todos perplejo (al salir de su estancia el guía, sabedor del impacto de su historia, nos dijo su nombre y que lo podíamos ver actuar en una sala de la ciudad los fines de semana). Bueno que me enrollo, seguimos la visita y tras las vistas que comenté antes, de repente (recordemos la suerte de tener que esperar a un segundo turno) veo un soldado cerca de un cañón….cañón, no de época como los que vimos durante la visita, uno moderno. Se acerca de un salto una uniformada y le dice algo al guía, que se gira rápido y nos dice cuidao que son las 12 y va a disparar, aléjense un poco y los sensibles de oído y niños tápense los oidos. Yo saco rápido la tablet pa grabar y tal como le doy al botón pega eso un explotío que lo sentí en todo el cuerpo. Nos quedamos un poco traspuestos todos, pero cual niños en día de petardos nos gustó. A un chiquillo el pobre le dió un sofoco que chica la perra que cogió, criatura.

En fin no me enrollo más. Cosas variadas y terminó la visita. Como estaba con la tontera me hice hasta una foto vestío de guardia real, que no pondré aquí por aquello de no hacer el ganso, cosa que sí hice cuando le devolví los 4 folios, no olvidemos, guarros, a la entrada y, era otra chica, fue a por el carnet para devolvérmelo. Tardó y vino sin fiarse mucho mirando a mi jeta y al carnet… la dejé unos segundos en el aprieto de si hablar o no y cuando la veía ya tensa me quité la gorra muy teatralmente al grito de voilá!! Mostrando una calva que casaba mejor con el dni. Sonrisas y a seguir con la ruta camino de nuevo a la ciudad baja donde el destino era buscar de dónde salía el ferry destino Levis, pueblo justo enfrente, al otro lado del río San Lorenzo y del que se dijo en la visita que un cañón que vimos de 9 toneladas que disparaba “shells” a un máximo de 5 kmts, cágate lorito, haciendo prácticas en el año catapum al centro del río, en invierno la bala rebotó y destrozó medio barrio de dicho oueblo con nombre de vaqueros. A leyenda huele, como en todos los lugares.

DSCF8649DSCF8647El ferry era una excusa para atravesar el río y ver, de forma barata, la ciudad desde fuera, por 7 pavos mal contaos ida y vuelta. El plan era comer en Levis, como así hicimos en un BBQ unos bocatas de esos americanos de carne ahumada desmenuzada, con ensaladas varias y papas. Delicioso. Y barato, lo que es salir del barrio santa cruz.

DSCF8653Volviendo en el ferry empezó por poniente, quicir, en nuestra dirección, una masa de nubes que nada bueno presagiaba a quien no fabrique paraguas o chubasqueros. Aun nos quedaba atracar, bajar a tierra, subir de nuevo sin duda por el funicular y atravesar todo el centro hasta el hotel. ¿nos daría tiempo?.

20170624_20465420170624_204322Pues no. Cayó de lo lindo y entre paradas, escondrijos y afortunadamente la flora arborícola de canadá medio salvamos los trastos y llegamos la Manoir de la Tour, por última vez, para dedicar el resto de la suarez que no es apellido sino tarde noche (bonsoir) a preparar la ruta del día siguiente. Campestre y comienzo de la parte más naturalista del viaje, con final en Gatineau, en la frontera, como dije, con Ottawa.

Ese periplo viene mañana, por hoy ya es tela. Au revoire!

 

 

 

 

 

 

……PD. Bueeeeno, vaaale

DSCF8640

 

Read Full Post »

En todos los diarios de viaje que, creo recordar, he escrito, he dejado constancia de un factor omnipresente en nuestros periplos. Dicha constante es la suerte.

Cierto que la suerte es verdaderamente subjetiva. No por nada cuando decimos suerte entendemos, sin tener que añadir el plus de “buena” o “mala”, que es positiva. La suerte es, pues, lo que te toca sin esperar; cómo lo canalices, eso ya es cosa tuya. Esto que cuento, que parece de perogrullo, es un tip para aquellas personas que, en lo que estamos por ejemplo, viajes, suelen tener mala suerte. Piensen cuánto de desgracia es, y cuanto pueden controlar, tal vez conviertan lo que creían un funesto sino en una divertida aventura.

Fin del onanismo. Al lío.

Llueve, detrás de los cristales llueve y llueve, sobre los chopos medio deshojados, sobre los pardos tejados… sobre los campos llueeeveeee (letra y música del nano Joan Manuel). Llueve tela, mirusté que mala suerte, teniendo en cuenta que lo que toca es bajar con las maletas, ir hasta la parada del bus 747, esperar quién sabe si al amparo o no, llegar hasta el aeropuerto y pillar el coche de alquiler para empezar el road movie. Todo muy oportuno. La lluvia va y viene, a cubazos. Parece que da tregua. Le damos? Síganme los buenos!!. A ritmo sincopado? Venga. Dale Alesín:

Despedida cariñosa. Cuatro gotas hasta el bus. Aguanta, que no viene. Venga que va a caer de nuevoenciende ¿el qué?un piti, que seguro, como siempre, aparece… Ahí llega!. Monta bus suelta maletas sienta queda media hora llueve, detrás de los cristales llueve y llueve, suerte la nuestra, lluvia hace hora viaje aeropuerto ya bajamos cigarrito ahora tranquilo pa alquiler de coche vamos -vous voudré le gps? Yo ya tengo eso en la mano. No mercí -el coche vuestro ya lo lleva integrado saco pasta como siempre. No lo quiero, ta enterado? Otro coche mismo precio más grande nos ha tocado. No tanto como estos montruos pero un SUV. Llave en la mano…

…con la lluvia aceleramos…

…salida aeropuerto lluvia constante salida ciudad lluvia más fuerte salida autopista lluvia horrorosa no se ve un pijo afloja o nos damos para vuelve afloja se inflama suputa que lluvia canelita en rama se corta paramos relax on the side seguimos llovizna parece da tregua quebec ya esta cerca paramos comida tim hortons camino qué asco! comida basura nivel inhumano último tirón entramos ciudad mon dieu maravilla casonas de ensueño parques verdes gente agradable hotel ya llegamos maison que es mansión preciosa, coqueta aparcamos el coche dejamos maleta un breve relax de nuevo pabajo descubriendo te

ner

u

na

suer

te

del

ca

ra

jo……

….

24 de Junio. Día nacional de Quebec. Féte nationale de Québec. Las celebraciones comienzan el 22…

…acabamos de bajar y es la tarde del 23…. y se…

…NOTA: Canadá es bilingüe. Why? Pourquoi?.. Pues básicamente porque no lo es. Lo qué? Lo cuá? Lo what?. Muy poca gente en canadá es bilingüe. Lo que ocurre es que por su historia de país de nuevo mundo, ergo, colonizado, unos estados actuales (fundamentalmente la zona Acadiana y el estado de Quebec, que es lo que nos ocupa) son francófonos, y el resto hablan inglés. Y cada uno de ellos son muy suyos con lo suyo. Para respetarsus oficialmente las 2 son lenguas pero, y aquí nos acercamos al tema en cuestión, el estado de Québec tiene un fuerte sentido patrio y existe un sentimiento soberano independiente, enormemente relacionado con la francophonie. ¿nos suena de algo? Pues sí. La única diferencia de la Diada catalana con la Féte nationale es que aquí sí que se ha hecho referendum oficial para su independencia de Canadá. Para ser exactos 2. En ambos salió que Non. Pero el tema sigue candente y seguirá.

De modo que la capital del estado se vistió de gala lo que notamos nada más cruzar la calle (estamos justo a la entrada del meollo, el hotel es perfecto) toda vez que la poli, no he visto más en mi vida, nos registró (con enorme simpatía, eso es una constante aquí) por primera de muchas el bolso y dio paso al casco antiguo, blindado a lo bestia. Banderas, flores, luces, todo engalanado con le blanc, le bleu y le fleur de lis (blanco, azul y la flor de lis, colores y emblema nacional. Montaje de escenarios, puestos…todo ello en una ciudad que rebosa belleza y tiene su top (hasta ahora) en le chateau frontenac y su paseo sobre la ciudad baja. Postal de la cité. Callejuelas más propias de europa y un ambiente a medio camino entre británico y alemán. Blanco y en botella, francés.

Con el cielo amenazante pero sin atacar saboreamos este primer encuentro con el pensamiento de que éste es el tipo de ciudad que nos gusta. No inmensa pero apta para el paseo, el banco, el café o el cigarro. Tiene mucho encanto. Y sin duda es la primera vez que verdaderamente parece que estoy en europa, al otro lado del charco. Montréal, aun con el mismo aire francés, era bastante más “americana” pero Quebéc rebosa “savoir faire” por dondequiera que sea.

De todas formas mañana me centro en la parte más turística, os dejo unas pocas fotos y vamos al tema que dejé de la suerte, la fiesta nacional y los fastos.

Tras el primer vistazo turístico y aun con amenaza de lluvia nos acercamos a, algo así traducido como los altos de abraham, un grandísimo parque que bordeando el río en la ciudad alta sale de la cudadela, de la que hablaremos pasado mañana, y casi que se extiende, con varios nombres, por todo el sur hasta el final de la ciudad. Vamos subiendo la cuesta y de nuevo al fondo se ven barreras, polis..segunda vez que revisan bolsos, esta vez parece más lógico ya que lo que hay detrás es, o parece, un concierto, un escenario tremendísimo y un montón de músicos pero, misteriosamente, muy poco público. Por supuesto antes de todo esto ya nos habían repertido por la calle la senyera en versión quebequense. Bandera que, como se contará, al final de la nuit era ya nuestra seña y al grito de !je me souviens! éramos casi de la kale borroka

Bueno, tras un rato nos damos cuenta que no hay poca gente, hay mucha…para ser un ensayo. El concierto empieza a la noche. Trés bién! Así que nos vamos dando un paseo por el parque hasta nuestro hotelito, perfectamente ubicado para todo, como ya comenté

…y vuelta al concierto. Ahora sí. Gente a tope y, aunque no conocíamos ni a los músicos ni a los temas, al contrario que el personal que se flipaba como es normal, disfrutamos un montón comprobando, a todo esto, lo diferentes que son de nosotros. Lo primero unas banderitas que repartían por ahí animando al disfrute sin, o con moderación, de alcohol. Para compensar supongo, regalaban red bull a todo el que quisiera, y para el tamaño del evento y la plaza, donde en nuestra patria habría barras kilométricas aquí había un par de puestos con pepsi y agua. También habían algunos muchachos con bandejas con vasos de cerveza, pero vamos, casi que ni se fumaba, pero el ambiente era brutal, buen rollo, banderitas y, eso fue un puntazo, en las pantallas aparecía cual karaoke la letra de todo lo que se cantaba, con lo que al final hasta nosotros nos metimos en el rollo. Luk con mucho acierto decía que parecía lo que vemos en eurovisión. Pero con buena música.

A cierta hora, y se veía venir porque se fueron juntando todos (el concierto era de un viaje de artistas que iban entrando y saliendo) y en un momento ya tipo we are de world.. pum chas kaboon!! Los fuegos artificiales. Ahí lo llevas. 2 días 2 conciertos (el tercero también, pero eso es otra historia)

con la melodía de alguna canción que ya no recuerdo y nuestra banderita blanc et bleu nos fuimos recogiendo al hogar temporal. Al día siguiente nos íbamos de excursión y ya era tarde.

Mañana, más.

Read Full Post »

Hoy ha sido un día tranquilo. Dejamos para esta jornada las visitas a lugares, digamos, algo más alejados del centro y, aunque nuevamente hemos pateado de lo lindo, también hemos hecho buen uso del nuevo pass de 24h que hemos comprao en el metro a eso de las 9:30, con idea de que nos dure hasta que cojamos el 747 camino del aeropuerto donde nos espera el chrysler 200 sedan (que suena mu bien pero vamos, uno de los baratitos).

De qué estaba hablando? Ah, si!. Del monte que da nombre a la ciudad. Mont-real, pronunciados, según nos ilustraron debidamente, MonReal, o incluso mOreal, que eso de monTReal, nos dijeron, era americanismo. Quí lo sa!.

Pa entendernos orográficamente, la ciudad es una especie de arco que se extiende desde abajo del monte hasta el río…no, no creo que me haya hecho entender, pero para eso estarán las fotos. Por detrás del monte también se extiende la ciudad pero entiendo que en origen, como casi todas, ya que el ser humano es el mismo animal en todas partes, la comunidad se formó junto al río y se nutriría de éste y del monte al que vamos subiendo via metro orange+bus 11 que, elegido el sentido correcto gracias a la siempre utilísima anfitriona Elisabeth nos dejó, aunque dudamos un segundo al parar en un mirador, en la siguiente tétrica parada. Cementerio.

La vie..et la mort

Inmenso, y como es costumbre en estos lares, ausente de nichos (aquí el fabricante de lápidas es el que se lo lleva calentito, paradójicamente, tratándose de un trasunto física y metafóricamente mas frío que la medalla de drácula). No anduvimos mucho por el camposanto y encaminamos pies por carriles senderistas sin saber mucho a donde recalaríamos; buscábamos, en nuestro sino turístico, el cambio de rasante que nos abriera visión a la ciudad a nuestros pies. 

Chalet du Mont Royal, señalaba uno de los postes de los caminos. Bastante gente andaba en esa dirección. Tira tira! et oh la la! Ahí estaba, imponente, la ciudad a nuestros pies. Un mirador magnífico coronado por una mansión de época (de la que fuera). Sonaba un piano. Fatal. Tanto por la destreza del intérprete como por la afinación del instrumento. 

Hasta que nos damos cuenta que no es un show, es un piano ahí en medio, un tanto destartalao, para que quien quiera lo toque (tres hemos encontrado así por la ciudad, eso lo plantan en Huelva y en media hora no queda ni una semifusa en el aire). Por supuesto me uní a la amplia lista de despropósitos que aporreamos 4 notas. Aun alguna virtuosa sacó arte de la versión de la guitarra del niño migué en sus malos tiempos, en piano. Esto lo entenderán 3 gatos, tantos como cuerdas tenía tal guitarra.

Montreal, montreal, que te pierdes Alesín. Disfrutamos de unas hermosas vistas y seguimos recorriendo el monte hasta la croix, la cruz. Que como dijo Luk recordaba a la de santa bárbara de riotinto, de las que se encienden por la nuit. Un buen paseo y de nuevo a buscar un bus para nuestra siguiente parada. El Oratorio de Saint Joseph. 

Ya eso, aunque impresiona, te mete un plus de esfuerzo en el tren inferior ya de por sí castigado que te dan ganas de renunciar a mitad de camino pero de guiris está lleno el mundo…colaboremos. No entramos, una vez hecho el esfuerzo peregrino, al interior de la basílica, porque era día de graduación del Colegio de Notre Dame y se ve que han de ser VIP, porque la hacían allí, qué nivel maribel, así que estaba vetado al curiosón, pero vamos, así metiendo cuello tampoco impresionaba. Never hay que olvidar que a este lado del charco cualquier esfuerzo arquitectónico o interiorista llamemos…clásico, es cartón piedra comparao con lo que en europa se coció hace siglos. Como una paella de arroz brillante….no es lo mismo.

Trés bien. Mañana completita y los membrillos, aprovechando que están por la periferia, por llamarlo de algún modo, y que en el centro por más que han buscao no encontraron un super donde adquirir producto local, aprovechamos y pillamos unos dulces para merendar y desayunar el postrero día, a la sazón despedida de la ciudad.

Volvimos, como no, a comer a nuestro mágico rincón de comida internacional para triunfar como Blas en un oriental con deliciosos tallarines, arroces y otros elementos propios de aquella parte añorada de la tierra.

Siesta al Visitel (nombre de nuestro hotel, del que hemos quedado enormemente satisfechos. Muy recomendable) 

y última y rápida escapada para conocer y pasear por la zona olímpica. Un tanto abandonada y solitaria, como la Expo, pero impresionante en lo arquitectónico. Se iba acabando nuestro idilio con este París a la canadiense 

y volvimos por última vez a la habitación para preparativos de la jornada siguiente. Rumbo a Quebec.

Pero eso es mañana, que es hoy que escribo esto ya, como carrascal, al filo de la media noche, en una jornada épica que comprenderá el próximo capítulo.

..no se me ha colao esta foto, es un cliffhanger en toda regla para la próxima entrada…

A bientot!.

Read Full Post »

De la noche anterior poco decir ya que estábamos muertecitos y tras el check in solo nos dimos un paseillo por el cercano barrio gay, más que barrio calle, muy guapa, la verdad. Poco más, a la cama a dormir que en nuestro reloj biológico eran sobre las 3am.

(La foto es de hoy. Como comenté el día 1 no hicimos ninguna)

Bien, día 2. A patear!. Debo decir que nuestro hotelito está divinamente comunicado. Junto a la estación principal de metro, donde se cruzan 3 de las 4 líneas que hay, junto a la parada del bus 747 que nos trajo y nos llevará al aeropuerto mañana (hoy es el día 3 y allí recogeremos el coche para el resto del viaje) y, casi más importante, junto a una especie de centro comercial con ese tipo de lugares llenos de los más variados establecimientos pal papeo, lugar que hemos hecho nuestro en le petit y el non petit dejeneur. Pour l’diner ni caso, que la cena no cuenta aquí ni en el portil.

Bajamos tempranito como es normal por el jet lag y tras descubrir ese lugar nos desayunamos muertos de hambre (el día anterior con lo largo que fue no dio pal aporte proporcional de calorías) un buen especial norteamericano. Eso sí, la cagamos con el café por mi culpa. Mi querida cuñada, ducha en el idioma (no diré el francés para evitar chistes innecesarios donde mi hermano sale muy bien parado) me instruyó en los básicos. Mi primer café!! Ahí que iba yo con mi “café noisette, si vous plait” que viene a ser el cortao de rigor (noir=negro ..ette=shiketito) todo claro. Noisette, noisette y yo cual freak diciéndole al muchacho ‘an café nuaset e an café olé’ tanterao? El tio me dice, café, café, nuaset? Y me señala a una jarra que pone tal, noisette. Y yo, po ji. Nuaset,…avec…. avec….. café avec petit lé (esto es transcripción fonética eh?, ya he dicho que Cinta la cuñailla me instruyó bien y yo soy buen alumno) que viene a ser “negrete(cortao) negrete… con…con…café con ‘pequeña’ leche”. Y ahí se ralla y me pone los 2 iguales. Normales. Yo le insisto que uno es noisette (coño llevo 2 semanas con el tema en la cabeza, me lo tomo por mis…) Me mira como quien mira a un imbécil por vocación y me lo cambia. 

Yo cojo la leche que vienen en tarrinillas de esas, cuchara y tal… probablemente a estas alturas habrás pensao, pero si has pedío un cortao y un con leche, te han puesto 2 iguales, le has dicho qie te cambie uno por el cortao, te lo cambia….y ahora coges la leche…. la leche.. que coño cortao, con leche… el café te lo ponen solo, tu ya te encargas alma de cántaro! Que es tu tercera vez en norteamérica hijo de mi vida!!. Uno que es tonto….

…pero, en la otra jarra ponía noisette… vi ayer, hoy he visto, que he vuelto, que pone vainilla noisette… con razón sabía a rayos!!. El tipo no huyó hoy al verme, pero no obstante mesieur le dijo, ya en inglés, killo, ayer la cagué con el café, me sonrió un segundo como diciendo, al menos lo reconoces, calvo, y yo intenté ayudarte. C’est bién. Hoy todo mejor (sobre todo el café 😁). La gente aquí es simpática, la verdad.

Debería ahora hablar de los “personajes” que pululan por nuestro barrio pero no quiero que se malinterprete este diario toda vez que el primer día fue el que fue pero todo va de escándalo y podría parecer que comentar la cantidad de sintechos, freaks, gente rara hasta un nivel grotesco (hoy hemos visto a un tio tatuado de batman -qué me dices puritano! Y eso es raro?. …a ver, DE Batman, antebrazos y manos completamente tatuadas de negro, con sus cuernecillos, la nuca hasta arriba, el antifaz completo… DE Batman. Pero decía, sin problemas, la gente es amable, simpática, nadie molesta. Estilo San Francisco. Bueno a lo que iba. Decidimos empezar el MODE turista bajando hasta el viejo puerto (el puerto, vaya) para disfrutar del río y un primer vistazo al skyline

así como a las islas para después coger el metro hasta la Isla de Santa Elena. NOTA. El transporte está muy bien. Hay un metrobus de 24h por unos 7euros al cambio (10$CAD) donde se incluye el 747. De hecho el 747 vale ese precio, es decir, que cuando compramos la tarde anterior el ticket del bus del aeropuerto estábamos comprando 24h, que nos duró hasta las 19:00 del día que estoy contando ahora y huele a que se va a alargar de la hostia porque aun no hemos empezao el periplo así que ubicamos la acción bajo el museo de la biosfera en la isla de sta. Elena. 

Precioso por cierto y nuestro plan era recorrerla por entero como así hicimos viendo un skyline más apropiado de la cité, esquivando mosquitos cuando nos adentrábamos en la maleza, viendo esculturas y varios. Turisteo vamos, de mochila. No teníamos planeado visitar la otra isla (notre dame) pero se nos hizo corto el paseo así que allí que fuimos para el primer descubrimiento del día.

Adelantar que salvo hitos excepcionales nosotros no planificamos casi nada las visitas. Localizamos el lugar, la ciudad, lo que sea, y ya vamos viendo qué encontramos, qué nos cuentan, qué descubrimos por azar o consejo. Nos encanta viajar así. Bien, en la otra isla resulta que estaba el circuito jacques villeneuve, el de la F1. Como según parece hace 10 días fue el gran premio aquí estaban con el desmontaje cosa que tendrá importancia dentro de poco.

El circuito es de libre acceso. Hay pivotes por el centro y los vehículos circulan por la derecha mientras que la izquierda está reservada a peatones, ciclistas y patinadores (los runners los meto en peatones que andan raro por mucha pasta que se gasten en decathlon). Realmente no hay tráfico, la isla es eso, una isla, y toda la carretera es el circuito así que es lugar de recreo. Hay 2 lagos en ella. Uno trazado con tiralíneas, como si de una calle gigante de piscina fuera, con calles asimismo, para práctica de deportes de remo, cosa muy popular, sospecho, aquí en canadá, obviamente, en época en que el remo encuentra en su arco de movimiento h2o en estado líquido). El otro lago era una playa. Ein?? Una especie de parque acuático lleno de chavalería de todos los colores (eso es de las cosas que más molan cuando viajas a casi cualquier parte del mundo civilizado) y al que accedimos tomando un camino peatonal en una de las chicanes del circuito. Todo muy improvisado y natural hasta que nos dimos cuenta al ver tanto socorrista, empleado, animador, terraza, instalaciones, rodillos de entrada, taquillas, lista de precios….pequeños indicios que apuntaban, tal vez, a que nos habíamos colado en el parque. Cosa que por otra parte a nadie debió importar, aunque fuéramos los únicos en ropa de calle, con una cámara de fotos colgada del cuello, y que salen del parque despidiéndose de la chica de la entrada pocas horas después de abrir. Cosas.

Cogimos de nuevo bus de notre dame ille a santa elena ille, metro de allí al downtown para bajarnos en Bonaventure, digamos el punto más al oeste del centro para ir por la vía principal de la ciudad, René Levesque, disfutando de la arquitectura, los parques a costa de unos pies que nos gritaban “Piedad, piedad!!” Pero como aquí se habla francés y decían Mercí, mercí!! que por arte de la polisemia es lo mismo que Gracias, gracias!!, los maltraramos más de lo debido. Se quejaron cuando nos miramos frente a frente en la hora de la siesta -Es que no sabes interpretar un concepto? Me dijeron…. Yo solo los miré y dije: Noisette. …ok, respondieron, y se dieron por vencidos.

Antes de dicha siesta volvimos andando al Place Dupuis, nuestro paraíso gastronómico, para analizar a fondo los distintos locales internacionales y decidirnos por el tracicional pouttine, unos sandwich de pastrami y perritos. Demasiada comida. Hoy ha mejorao la cosa pero eso es mañana, osea, día 3. 

Siesta. Merecida. Sagrada incluso, le dije a Elisabeth, que nos preguntó, entiendo que en su línea de ser amable con un 100% de efectividad. ¿sigue siendo sagrada la siesta en españa? Oh sí, amiga, sobre todo en el sur, que nos vinimos con 40 grados. Entendió, aunque no sé si en su justa medida, aquí me hablan de Farenheit y pongo la cara de Rajoy cuando habla en público, que parece que va a reventar como un sapo…. Mínimo un ojo… pero no. Qué cabron!

..he perdido un poco el hilo no?. A la calle de nuevo!! Al final del viejo puerto again pero a la zona que aun no habíamos visto, con la idea de pasear por la acción y efecto marítimo (paseo marítimo, para LOGSE en adelante) hasta la altura de la basílica de nuestra señora, nuestra dama, notre-dame (Alesín ilustra despojándose del resto de pedantería de antes, que era más de la que pensaba). La basílica, o catedral, o lo que sea, es similar a la, llamemos, Matriz parisina. La plaza también es bonita y una chica tocando la maravillosa trompeta la hace aun mejor. Seguimos paseando por el casco viejo, no muy grande la verdad, pero animado y bonito, y como nos suele ocurrir casi siempre en algún momento de nuestros viajes mentalmente damos por acabado el día. Vamos recogiendo el caminito y, de repente. PUM! Propina, sorpresa. Inmejorable forma de acabar el día. Cosas que veríamos igual o incluso más si lo lleváramos preparao, pero que indudablemente no tienen la dulzura y el brillo que da el que lleguen de forma inesperada. 

Siempre, además, esas horas sorpresivas comienzan, con Luk y su instinto para el lambucero.. Gordi, me dice, con un cariño que minimiza el sufijo y el perímetro de mi panza, vamos a pasar por nosedonde que estaba el arco ese de los chinatown. Ah! Verdad, onde era?. Lucre se saca del ojal esa brújula rara que tiene y cual Colón en Las Monjas o en Las Ramblas dice en medio segundo, pallá!! Qué sentido de la orientación tiene esta mujer!. Efectivamente Pa llá, pues en el mismo llá estaba. Entramos y se va concurriendo el ambiente. Hemos estado en varios chinatows, que es una forma mucho más amable de identificar un gueto chino, y el único canadiense (en Vancouver) era poco menos que una película hardcore, éste no. Agradable a más no poder incluyendo esos olores maravillosos que se desprenden de las cocinas orientales. (Cocinas orientales, repito, no el chino de la calle la esperanza). Seguimos seguimos y Luk ya al nivel de David Copperfield, el del pelo ochentero que hace como magia, no el pobre desgraciao que tanto sufría bajo la pluma de Dickens, dice, ….pallá!! No me quiero quedar sin ver una especie de farolas que vi a lo lejos desde el bus que parecía que tenían altavoces….pallá padonde?…ni pregunto. Lidere ud. la marche mademoiselle. Pun tan capun… eso es blues?…gente…luces…vallas…policía, me enseña el bolso? Oui. Bién podeis pasar…. concierto… de… blues? Festival de Jazz! Donde?? A ver cómo lo explico. Montréal tiene una zona, llamemos un barrio..Quartier de espectacles. Se ve que lo están poniendo a punto o que está a full sólo en verano. Escenarios de conciertos everywhere. Alguien dirá, bueno, como en todos lados. No, no es fácil de explicar. TODO está destinado a espectáculos, es como si la mitad, o más, del centro de huelva, ahí no hubiera viviendas. Solo plazas con escenarios, teatros y eventos. Bueno, a lo que iba y que realmente da sentido a todo este galimatías o todo lo contrario, dota de más misterio al asunto.

 

Estuvimos un buen rato oyendo grupos en la zona del festival propiamente y después paseando por el resto del Quartier. Por todas partes veíamos el patrocinador oficial del festival de jazz. RioTinto lucía sin más el logo. Ja! Qué curioso! dice la Campillera. 

Curioso? No. Curioso después cuando llegamos al hotel y bicheo en internet el festival, el patrocinador, la empresa, riotinto, leo… de minería… empresa fundada…1873.. con la explotación de la antigua mina copper… suput.!! Es la RioTinto company!. Ah! Deivi coperfi deivi coperfi…. te he pillao el truco! Los campilleros sois internacionales y teneis enchufe hasta en Canadá!

..y hablando de enchufe, voy a cargar la tablet que esto se me ha ido de madre. Hasta mañana!

Read Full Post »

…Lucre me pregunta que quién es ese poli que me metía mano y yo que ya ando ligero de preocupaciones le suelto algún chascarrillo y a buscar la puerta de embarque. Nos queda aun un rato de espera en la misma así que relax y a planificar aventur…. ding dong ding!! ding dong ding!! Josephito Pérez, Little bitch of tal and Antonio Alés, please go to information desk.. Lo qué? Me han llamao?.. voy pallá a ver si lo de la ETA ha salido por otro lao.. Hola buenas, soy Antonio -Pasaporte? -Todo suyo señorita. Y dicha señora que se ve es de compartir regalos se lo entrega a un policía junto con los otros llamados y me dicen: Siganme con sus pertencias…

Yo que acato sin rechistar cual monaguillo al servicio de Rouco Varela detrás que voy. De nuevo simpatía, todo hay que decirlo y de nuevo zapeamos a Control de Fronteras: Barajas. Le voy a abrir y revisar sus pertenencias, a medio camino entre pregunta y afirmación. Interpreto ambas y le digo que guay mientras ya ha sacado la tablet y mira la foto de portada. Os juro que, en mi infinita paranoia viajera, cambié, por USA, no por Madrid, la que tenía de luk con hiyab paseando por la mezquita nacional de Kuala Lumpur por un selfie en las petronas. Pero vamos, no es esto importante en la historia, solo como dato curioso. Le pasan un trapito raro al ebook y me dicen que llevo muy poca ropa -La justa para salir del paso si me pierden la maleta facturada, agente… y el Cpap, que reconoce pues me dice, ¿esto es para respirar al dormir no? Yo lo menciono por aquello de dar pena que igual conviene visto el cariz que va teniendo el asunto general toda vez que me dice si quiero unas bolsas de plástico para mis pinreles, que me los cambia por las chanclas mientras busca nosequé en las suelas a conciencia. Le digo que no, que el suelo me da fresquito, en la línea de la pena, a ver si aunque sea por tonto me deja ir.

Todo ok, sin problemas y no es hasta entonces que me devuelve el pasaporte. Afú shiquillo. Me vuelvo y percibo a Luk de lejos buscándome con la mirada sin saber ambos que miles de kilómetros más tarde, en un ambiente menos familiar y amable, se iban a cambiar los papeles.

Entre pitos y flautas nos toca embarcar y perfecto… bueno como es tradición la niña de año y medio del avión va delante nuestra. Como es costumbre igualmente se encariña con papá pitufo y yo por lo bajini a lucre.. no hagas contacto visual, que nos da el viaje, pasa de ella. Aun así se pasa casi todo el tiempo que está despierta (afortunadamente duerme un huevo) de pié mirando patrás, es decir, a nosotros, buscando complicidad. Balbucea, me tira unas babas en la rodilla, me toca la pantalla. Yo, cobarde, incluso finjo dormir a veces. La madre por momentos la llama al orden pero como tampoco protestamos porque no es pa tanto entiende y entendemos que es mejor así a forzarla a una actitud de adulto después de meterla 8 horas de viaje. De cualquier manera cuando queda una hora abro la veda y le sonrío, le hablo, la dejo disfrutar y, por qué no decirlo, yo también con esa ricura de niña que solo dice hola, hola pero que con su sonrisa ilumina de la fila 14 a la popa del barco. 

Ah! Se me olvidaba, hablando de popa se ve que el viento venía de idem porque aterrizamos con 20 minutos de adelanto y, visto lo visto, si no es por eso no lo hacemos ni de coña. Bajamos raudos del avión sin saber muy bien el proceso a seguir. Seguimos el camino Transit indicado a los que, como nosotros, vamos del tirón a otro vuelo y llegamos a Control de Fronteras: USA. Palabras mayores. Una cola extremadamente lenta pero que nos depara una alegría. El señor que va delante, oyéndonos hablar de la prisa que llevamos, nos cuenta todo lo que viene después, qué es eso de “chequear” las maletas esas que iban facturadas hasta Montreal pero que tenemos que recoger, y tal. Nos augura que nos dará tiempo. Bien. El siguiente!! Nos toca. Y Luk pasa primera. Craso error. Siempre voy yo delante ya que ella el inglés… lo que yo de física cuántica, y siempre puedo adelantar si percibo algo que a ella después le pueda resultar complejo. La veo ir a la cabina y echa un rato. Finalmente la veo avanzar y me digo: vaya! Parece que le han regalao una tablet. Paso yo y tardo la mitad. Ponga ud. las huellas aquí, mire acá, patapún palante. Y salgo a la otra sala y ahí está Luk con su pasaporte metío dentro de una de esas cajas del mediamarkt con el chip antirrobo y unas indicaciones de por donde tiene que ir. Yo que no llevo regalo voy con ella hasta que la poli le dice que entre en esa sala. Yo, que llevo ambas maletas (las de mano cada uno la suya, pero en el interin habiamos recogido las que iban facturadas y las llevaba yo) le pregunto si tiene que ir con SU maleta, me indican en un tono cada vez mas autoritario que ¿ve ud. esas sillas ahi en el pasillo? Se siente a la de ya. 

Yo antes de empezar a andar ya había perdido de vista a Luk. De nuevo el puñetero TV Show de los aeropuertos viene a mi mente y me paso un buen rato imaginándome si hay algún poli hispano y sobre todo, sabiendo que no tenemos nada que ocultar así que todo irá bien, si llegaremos a tiempo al otro vuelo. Tic tac. 

Tic t.y sale Lucre con media sonrisa al cabo de no demasiados minutos con el pasaporte desprecintao y afirmando un “todo bien” con la cabeza. En ese momento no podemos hablar porque aunque tenemos contacto visual vamos por pasillos paralelos pero separados, ella cual milla verde, pero indultada, y yo entregando por mi lado las maletas de nuevo a un tipo que las ponía en marcha camino de Montreal. Todo mu raro pero ellos sabrán sus protocolos. Al final se unen los caminos y tras bajar una escalera un empleado entona el maravilloso Can I helpU? Pozi, mirusté esta tarjeta (os acordais? La segunda, que no tenía ni asientos ni por supuesto puerra de embarque) Ok, blablableichon que traducido era que siguieramos palante, izquierda, abajo, y cogieramos el tren para ir a la terminal Z, puerta 10. 2 paradas, recuerde, 2 paradas. Simple, elegante, tú eres un mostruo George y no te como la boca por respeto a las canas y porque vamos con prisa de las chungas….

…y llegamos a la terminal Z, a la puerta 10 y se supone que el embarque ya estaría haciéndose, por la hora, pero nanai. Todo cerrado pero gente a tuti y luminoso diciendo: Tranki jipis, os lo habéis currao, descansad ya que este es un vuelo regional, un jet con solo 13 filas y se embarca en un pis pas.. Me llamaron por megafonía una última vez, qué cosas! Pero era para darnos unas tarjetas nuevas con los asientos y decirme que si teníamos problemas que eran en la salida de emergencia. A estirar las patuquis!! Que si talegamos que sí, que abro la puerta, pero que he visto el tamaño del avión y ahí palma hasta el gato.

Hora y media más de viaje y benvenue á Montreal!! Recogemos maletas a paso del que ya no tiene más prisa en lo que queda de verano, sacamos pelas en el cajero aeroportuario como es tradición, compramos el billete para el autobús del aeropuerto al centro (qué cachondos, el n° 747) y nos vamos pafuera a fumarnos el pitillo mágico, el cigarrillo del trabajo bien hecho, el tabaco de la felicidad y tras subir al bus, media hora después estamos entrando en el Hotel, donde nos abre sin llamar la puerta la encantadora Elisabeth, buenas tardes, es usted don Antonio?? Les estamos esperando, soy chilena y amable como la que más….créame, a partir de ahora…

…todo va a ir de fábula.

Read Full Post »

Esta primera entrada no tiene fotos. ¿poug quá? Porque no hemos hecho aun una foto. Se podría decir que “no teníamos el chocho pa farolillos”, en andalú saleroso, o el stress nos ha mantenido en otros queaceres…

..Vamos allá!. Son ahora mismo las 5 y pico de la mañana del día 2. Con los ojos como platos por el consabido jet lag pero moderadamente descansado me dispongo a narrar la odisea de ayer. Quiero adelantar mis más sinceros respetos al personal de todo tipo de los aeropuertos visitados porque su celo profesional y el estricto cumplimiento de las normas nos depararon múltiples anécdotas que de seguro no sabré describir como quisiera, algunas por falta de pericia y otras porque directamente no estaba presente, (si, se ha repartido a gusto).

Empezamos por la ETA… no, espera, demos marcha atrás para indicar, de la previa, que algo de ansiedad llevábamos de casa por el hecho de que de Madrid a Montreal hacíamos escala en Washingtown DC, con innumerables previstos trámites y, si todo llegaba a tiempo, con una sola hora de tránsito 😣😣. ¿por qué nos metimos en esto? Por el precio, obviously.

Ahora sí, la ETA que, polisémicas siglas, parecían presagiar…cosas. 

Al turrón, tras previo día de viaje a madrid en cochecito. Hotel Ibis Barajas. Parking bye bye hasta la vuelta. Cerveza bonus torreznos. Noche dormitada en jotel. Desayuno reponedor y shuttle al aeropuerto tempranito para rezar porque United Airlines, la del chino sacado a rastras, nos facturara las maletas hasta destino (Montreal) y, más importante, nos emitiera también la segunda tarjera de embarque. En caso contrario era imposible físicamente que nos diera tiempo a hacer la escala. 

Ya conocemos Canadá, y USA, tenemos hasta el ESTA, permiso para entrar en USA, aunque sea en una escala de 1 hora, todo controlado,no hay secretos para nosotr…vamos pensando mientras en la cola del check in una simpática empleada nos pregunta a dónde vamos y nos mira los pasaportes por primera vez, al alimón le contestamos que a Montreal vía Washington y que la escala bla bla tarjetas bla maletas bla… el discurso que estábamos deseando soltar desde el día que cliqueamos COMPRAR ese precio imbatible pero a costa de salud mental. Decir que previamente había hablado con el operador, elcortinglé, que me confirmó que las maletas irian a montreal pero que había que cogerlas en wash. para chequearlas y que United suele ayudar en lo posible así que CREIAN que nos darian las 2 tarjetas de embarque…

…no nos olvidemos de la simpática empleada que nos dice, bien, lo teneis todo? el ESTA, el ETA…. y yo.. ¿escuse muá? ¿lo qué? El ETA? tenemos el Esta y se pone seria de tipo empático y nos dice que el ETA es como el ESTA pero para Canadá. Horreur!! Qué me está contando! Añade que sin él no nos van a dejar entrar en el país. Y yo, más indignado conmigo mismo y mi sorprendente falta de previsión le decía: pero si fuimos hace poco a Canadá y no hacía falta el “minivisado”! ¿Hace poco cuánto?.. Un par de años. Es que esto se ha puesto en noviembre de 2016 y yo ya estoy sacando el móvil pa entrar a solicitarlo mientras la simpática (no es irónico) iba a mirar lo de las tarjetas y yo que afortunadamente ya estoy curtío en esto esquivo las tropocienras webs falsas (bueno, que te meten el puyazo) y llego a la de inmigration canadiense y empiezo a redactar la solicitud deseando que, como la de USA, si no hay nada raro te la aprueban sobre la marcha (una vez pagada la tasa, claro). A mitad voy y vuelve la señorita a decirnos que las maletas chachi, pero que en el ordenador no le aparece más que vamos a washintón, de canadá, naíta. De tarjetas, menos. Y yo, eso será porque no tenemos el ETA, espera no saques las tarjetas a Wash que ya nos vemo como el forrest gump en La Terminal y ella que no, que palante a ver su compañera en el mostrador de facturación qué nos dice. Yo sigo más tenso que el arco de robin hood con mi ETA, proceso que paro porque le tengo que dar el pasaporte al mostrador, se acerca al mismo la simpática, verdaderamente implicada en el proyecto de mandarnos a comer poutine y pretzels bagels y la del ordenador diciendo, no veo nada raro, si las maletas van a montreal..pero a ver.. click! Y empiezan a salir tarjetitas por la epson stylus y yo con el cuello más estirao que las de los documentales de la 2 y de repente veo aparecer WAD – YUL …oh yeahhhhhhhhhh!!!!! Y como si de un rociero entrando en la ermita pero sin alcohol en el cuerpo veo la luz mariana y me dice que no tiene asientos asignados aun pero que ahí están. Se me diluye un coágulo ipso facto y nos vamos con lo único previamente 100% necesario para no cagarla en la escala, a resolver, cual Gal, lo de la ETA. Termino mi solicitud que ya tenía a medias y en breves segundos compruebo que está Aproved. Bien!! A por Luk, ya más ligero sabiendo de qué va y Aproved too. Buffffff. En ese momento nos invade una sensación de euforia que sólo puede acompañarse de un pitillo en la calle mientras pensamos en la cantidad de cosas que pueden salir mal y en cómo influye la suerte y otros factores en estos temas. Y con estas nos vamos al control de seguridad sin más percances que yo pité en el arco aunque en los aeropuertos voy semidesnudo y me hicieron la prueba de explosivos y otras sustancias pasándome unos reactivos por manos y barriguita ™ al estilo Control de Aduanas by BeMAD Extreme….

…sin problemas palante… todo guay, pensamos, sin saber que esto no había hecho más…

..que empezar

Read Full Post »

Older Posts »