El café más caro del mundo. Día 1

Nos quedamos dormidos y salimos con media hora de retraso sobre la hora prevista. Nada de importancia. Con las mochilas y, ya que este café será chancletero (aparte hoteles y gasofo, el presupuesto diario para comida e imprevist… para todo, vamos, son 33€) con la nevera cargada de ensalada, bocatas y algunas latas salimos rumbo al norte.
Paramos a desayunar donde acostumbramos cuando de subir se trata, a saber, Villafranca de los barros y sin nada reseñable nos da la hora del papeo cerca de Valladolid donde nos metemos en un área en la que el 80% de personas, chancleteros también, son extranjeros, fundamentalmente Franceses y con un nivel… La gente hasta haciéndose café en hornillos.

20120812-215953.jpg
Misteriosamente a partir de ahí nada más que hacen adelantarnos coches de Suiza (ein?). Palabra de honor, no sé si es que con eso de que vamos para allá se fija uno más o es casualidad, pero en 100 km. Nos pudieron adelantar no menos de 15. Aprovechamos para ver como es la pegatina (vignette) de la que hablaré en el día 3. Más adelante paramos a tomar un café en un pueblo super pijo cuyo nombre le va al pelo, Torquemada, y seguimos.
Unas 12 horas tardamos en hacer los 1000 kmts. mal contaos hasta la ciudad etílica y sanferminera y, gran idea de Lukre, decidimos pasar del hotel e ir directamente al centro a dar una vuelta así que con nuestra suerte habitual aparcamos a la primera junto a la plaza de toros, con la zona azul fuera de hora y patapúm palante.
Dice justo antes de apagar la radio que la noticia del día es la caló…. Pues será en la tierra que dejamos porque en pamplona apetecía una rebeca. De puta madre oiga y así que nos adentramos en el casco y de primeras dice la Luk “¡Hostia el drogas!”. Yo no soy de ese clan musiquero pero para Lucky que es su mundo el acontecimiento tal como aterriza la eriza los pelos y perdonen el laismo pero la retórica lo demandó.

20120812-220716.jpg
Ni en Bilbo ni en Donosti vi yo tanta bandera pro libertad de presos y euskal herría libre. Herrikotaberna por doquier (no sé si lo escribí bien, el euskara no es mi fuerte). Mucho peinado euskaldun y cerveza por las calles. Luk no llora por vergüenza y con esas nos llegamos a enclaves típicos y cerveza ella vino servidor y un cigarro que aunque he dejao el vicio y es definitivo (ahí, en interné pa reforzar) en este viaje me permitiré algún capricho. Unas fotos (realmente tiene unas calles auténticas y hermosas) y dejamos la ciudad-cuartelillos para andar con el coche los 2,5 kmts que nos separan de Burlada, el pueblo-ciudad-dormitorio-anexo donde está nuestro hotel de 40 pavos, bastante aceptable. Acabamos con las vituallas del día y con un gasto de 10,6,quicir, algo más de 22 euros de superávit, lo que nos vendrá muy bien para algún que otro peaje que el cansancio nos haga abonar avanzado el viaje este en pos de un café lejano, en tierra extraña y que, parece claro, nos va a regalar una semana estimulante y francame…..en fin, que lo vamos a gosá, helmano, ya tu sabe.
Ara a dormir, mañana más. Laster arte.

PS. ….pero aun no me tomé el café deseado

20120812-220935.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s